Decorar un recibidor pequeño

El recibidor es una de las partes más importantes de nuestra casa. Diariamente es lo primero que vemos al llegar tras una dura jornada o nuestra vuelta de vacaciones. Es la primera impresión que reciben nuestros amigos o familia cuando nos visitan. 

A veces, el recibidor es pequeño o incluso no existe, y en esos casos, ésta que os traigo hoy, es una opción perfecta. Poco mobiliario, algún elemento práctico para vaciar los bolsillos al llegar e intentar dar importancia a los detalles decorativos, el protagonista puede ser una lámina o un cuadro llamativo, una plata o un espejo vintage.

En este caso, en el que no existe recibidor como tal y se accede directamente al comedor, solamente han recurrido a una pequeña balda, una estantería reciclada de un antiguo cajón, una caja de madera donde dejar los zapatos y una sanseviera, planta tan de moda ahora.  

Vía 

Es lo que más de una vez os he dicho: muchas veces, menos es más, como en este otro recibidor o en este baño,

Estela

Me encanta la decoración, siempre he soñado con dedicarme profesionalmente a ella, pero por ahora me gano la vida en algo totalmente diferente... Mientras tanto, espero que este blog me sirva para no olvidarme que tengo un sueño pendiente de cumplir....

1 comentario:

  1. Una pena decirlo: que bonitas ideas para quien tenga espacio!
    Bss

    ResponderEliminar

Gracias por comentar!!!

En Instagram: @decoconsailo